Saltar al contenido

Lesión medular

Es fundamental que trabajes tu sistema cardiovascular y cuides tus hombros. Si lo haces, tu calidad de vida mejorará de manera sustancial. Te mostramos los mejores ejercicios en función de la altura de lesión y el nivel de afectación. ¡Vamos! Ponte en forma con nosotros.

Actividad física para lesionados medulares

A consecuencia de la lesión medular verás modificada tu condición física y tendrás muchos cambios fisiológicos y psicológicos.

Estas son las consecuencias principales de la pérdida de condición física:

  • Aumento de las enfermedades cardiovasculares
  • Reducción del VO2 máx (consumo máximo de oxígeno)
  • Mayor índice de mortalidad
  • Más infecciones de orina
  • Mayor índice de caídas
  • Más lesiones de hombro
  • Más problemas de desviaciones de columna y dolores de espalda
  • Más infecciones de orina
  • Mayor dependencia funcional
  • Mayor espasticidad
  • Aumento del aislamiento social
  • Menor calidad de vida

¿Qué cualidades físicas debe entrenar una persona con paraplejia?

Una persona que tenga una paraplejia o tetraplejia debe tener cuenta que por el simple hecho de tener una parte inmovilizada de su cuerpo, reducirá su gasto energético, su movilidad general y su actividad en el día a día. Además, el hecho de desplazarse en silla de ruedas o muletas provocará un aumento del sedentarismo.

Sus brazos pasarán a hacer la función que hacían sus piernas en los desplazamientos y soporte de peso, y los hombros sufrirán una sobrecarga para la que no han estado “diseñados”. Ese es el motivo por el que el 89% de las personas con paraplejia tienen dolor de hombro de más 3 meses de evolución.

Según la altura de la lesión, se verá más o menos comprometida la estabilidad del tronco, lo que se verá reflejado en caídas de la silla. Ya sabes que un 85% sufre por lo menos una caída al año.

Los mejores ejercicios para una persona con lesión medular

Hay cuatro áreas fundamentales en las que hacer incidencia (sin olvidarnos de otras).

Ejercicios para la mejora del sistema cardiovascular para lesión medular

Existe mucha evidencia científica que respalda que la baja capacidad aeróbica está asociada con la incapacidad para realizar actividades de la vida diaria, mayor frecuencia de infecciones de orina y menor calidad de vida.

“Las personas con LM tienden a adoptar una vida más sedentaria”

(Garshick, E. et al. 2005) https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/15711609/

El simple hecho de que te muevas, hará que esta situación mejore, pero si lo haces con ayuda de un profesional de la actividad física obtendrás resultados asegurados. En este póster ves el trabajo presentado por nuestro equipo de investigación de la Fundació Isidre Esteve al X Simposio Internacional de Actualizaciones en Entrenamiento de la Fuerza, en el que te mostramos la mejora de la resistencia aeróbica en personas parapléjicas y tetratpléjicas, tras 12 sesiones de HIIT (entrenamiento de alta intensidad).

Entrenamiento de alta intensidad de resistencia para lesionados medulares

“La capacidad aeróbica es una medida indirecta de riesgo de enfermedad cardiovascular, siendo ésta la principal causa de muerte en la fase crónica de una persona con lesión medular”

(Giner-Pascual M. et al. 2006) http://publicaciones.san.gva.es/publicaciones/documentos/V.2276-2001.pdf

Depende de la altura de la lesión, la función cardíaca tendrá una respuesta diferente, y debemos tenerlo en cuenta a la hora de practicar ejercicio cardiovascular, ya que no será lo mismo entrenar a una persona con lesión medular en la zona lumbar, que en la zona dorsal o cervical. Por ese motivo, la frecuencia cardíaca non será un indicativo tan fiable como sería en personas sin lesión medular. Será mucho mejor medir el entrenamiento de resistencia por watios (como por ejemplo hacen los ciclistas).

Por encima de T6, obtendremos valores inferiores de frecuencia cardiaca a lo esperable, ya que no existe una activación directa por el sistema nervioso simpático. Por debajo de esta altura de lesión, la respuesta será normal, con una FC proporcionada a la intensidad del ejercicio

(Theisen, 2012) https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/22090064/

Si tu lesión es alta, también debes tener en cuenta que hay mecanismos alterados en tu cuerpo. La sudoración y el flujo sanguíneo bajo la piel se verán afectados y con ello, puede ser que te agotes antes y te deshidrates rápidamente.

Ejercicios para la mejora de la cintura escapular (hombros) si te mueves en silla de ruedas

¿Sabes que el 67% de las personas que van en silla de ruedas, refieren dolor de hombro? Eso quiere decir que tienes muchos números de que te “toque”…si no haces nada para combatirlo. Pero es que aún es peor, de ese porcentaje, el 74% lo ha sufrido ¡¡durante un año!!

¿Y sabes lo mejor?

El trabajo de fuerza de movilidad, liberación y fuerza de los músculos de la cintura escapular, disminuye el dolor y aumenta la funcionalidad.

Mulroy, S. 2011, https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/21292803/
preparacion fisica adaptada deporte paralimpico

Los hombros son los “eslabones débiles” de la cadena, la principal causa de lesión en las personas que se mueven en silla de ruedas. Pero cuidado no te creas que por ir en silla eléctrica las lesiones se reducen, si no todo lo contrario, aumenta, ya que en ese caso la musculatura del hombro se debilita mucho más que en el caso de llevar una silla manual.

¿No piensas poner remedio a tus lesiones de hombro?

Debes saber que los hombros no están diseñados para soportar mucha carga, si no que están pensados para tener una gran movilidad. En el momento que te desplazas en silla (o en muletas), esos hombros pasan a ejercer una función para la que no están diseñados y que normalmente la desempeñan las piernas.

Poco a poco, se va produciendo un desequilibrio muscular en favor de rotadores internos, aductores y flexores, llegando a pinzar el supraespinoso, generando una rotura del tendón en numerosos casos, o lesiones del manguito de rotadores.

Todo ello lleva a un círculo vicioso que hay que romper, ya que el dolor hace que cada vez esa articulación se mueva menos y se debilite más, produciendo de nuevo, más dolor.

La participación deportiva no incrementa el riesgo de dolor o lesiones de hombro. Los usuarios de silla de ruedas más sedentarios tienen más riesgo de lesión en comparación a los deportistas

Fullerton H., 2003 https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/14652488/

Así que ya lo sabes, realiza los ejercicios adecuados para que tu cintura escapular esté en las mejores condiciones para el esfuerzo que le vas a exigir. Fuerza, movilidad y estabilidad. Esos serán sus pilares. En la justa medida de cada uno de ellos.

Ejercicios para la estabilidad central (core) en lesionados medulares

Debes tener claro que no halamos de unos músculos concreto, si no que se trata de una habilidad. No hablamos del recto del abdomen y de los oblicuos, o el transverso y multífidos, etc. Se trata de un conjunto de músculos que nos aportan estabilidad central y que trabajan de manera global, integrada. Y así es como debes entrenarlos. Nunca un músculo trabajo de manera aislada. Así que ya sabes, el core, es mucho más de lo que te cuentan.

Y no debes preocuparte la altura de tu lesión, si es una lesión lumbar, torácica o cervical. No

El principal motivo para trabajarlo es para reducir las caídas y el miedo a tenerlas.

La fuerza de tronco es importante para el mantenimiento del equilibrio estático y dinámico. Una mejor estabilidad central está relacionada con la calidad de vida en lesión medular.

Sliwinski, M. et al. 2020 https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC7241565/

¿Cómo puedes trabajar el core si vas en silla de ruedas?

Dependiendo de la altura de la lesión y la estabilidad que tengas, deberás hacer pequeñas modificaciones en el ejercicio, pero la base de los ejercicios siempre será la misma.

Como norma general debes integrar los movimientos de flexión y extensión, las inclinaciones laterales y las rotaciones. También puedes empezar con los “antimovimientos” (los ejercicios isométricos) en los que evitarás la flexión, la extensión o cualquiera de los movimientos en uno de los planos que hemos citado anteriormente. Piensa que tienes una variedad tremenda de ejercicios , ya que hay material de todo tipo que te facilitará este entrenamiento de la zona media del tronco.

Así que ya sabes, cuanta más variedad tengas, mucho mejor para tu estabilidad y que tengas menos caídas.

Ejercicios de fuerza para lesión medular

Si te preguntas por qué debes mejorar tu fuerza si tienes una lesión medular, ya sea completa o incompleta, tanto si te desplazas en silla (manual o eléctrica) o en muletas, debes saber que es absolutamente necesario para que tus hombros no sufran, no se lesionen y no limiten tu día a día.

La fuerza está relacionada con la calidad de vida, y no sólo eso, si no con la esperanza de vida. Si eres más fuerte…vivirás más. ¡Lo dice la ciencia!

La lesión medular de por si nos produce una disminuación de la masa muscular, que deberás trabajar para recuperar y aumentar siempre que sea posible.

El hecho de comenzar cuanto antes hacer ejercicio físico  (además de la ingesta de calcio) tras la lesión, hace que se frene la pérdida de densidad mineral ósea que se genera en las personas con LM (lesión medular).

Chain, A. 2012  https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/22218778/

Beneficios del entrenamiento de fuerza en lesión medular

  • Propulsión en silla o muletas. Los ejercicios de fuerza de tren superior deben centrarse en mejorar la fuerza que te ayuda en tus desplazamientos en la silla o en las muletas, para facilitarte los desplazamientos.
  • Transferencias. Debes tener la fuerza suficiente para poder transferirte desde la silla a distintas posiciones. Eso te facilitará tus actividades cotidianas.
  • Trabajo inspiratorio. No te imagines que todo es “levantar pesas”. Debes hacer un entrenamiento de “fuerza” de la musculatura inspiratoria y espiratoria y cuanto más alta sea la lesión, más importantica cobra ese entrenamiento. ¡No todo es “mover hierro”!
  • Trabajo compensatorio. Será fundamental el entrenamiento de la musculatura rotadora externa. debes compensar ese desequilibrio que se produce por el simple hecho de ir en silla de ruedas o muletas.

Cómo prevenir la desmineralización ósea

Ya sabes que uno de los principales problemas es que, con el tiempo, al no tener impacto, disminuye la densidad mineral ósea, lo que conocemos comúnmente como osteoporosis. Es fundamental que te mantengas de pie y apliques carga a tus articulaciones. Lo podrás hacer con aparatos de bipedestación que te ayudarán a tener peso sobre las articulaciones. Actualmente, el trabajo con exoesqueletos se está popularizando.

El entrenamiento locomotor en bipedestación, con “exoesqueleto”, está asociado con mejoras en la composición corporal y en la salud ósea.

A. Karelis et al. 2017 https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/28929919/

¿Qué es una lesión medular?

La  lesión medular es una alteración de la médula espinal, por causa traumática o por enfermedad.

La médula espinal es la gran autopista, protegida por la columna vertebral, por la que circulan los impulsos nerviosos de ida vuelta del cerebro al resto del cuerpo. Cuando la médula se daña se interrumpe la comunicación de mensajes, desde el punto donde se ha producido la lesión y, en mayor o menor grado, según si esta es completa o incompleta.

Este hecho se concreta en la pérdida del movimiento voluntario, de la sensibilidad, además se producen trastornos neurovegetativos, alteraciones de las funciones vesical e intestinal, del sistema cardiovascular, de la función sexual, entre otras complicaciones.

¿Qué causa una lesion medular?

Una lesión de la médula espinal (daño en alguna parte de la médula espinal o en los nervios del extremo del conducto vertebral, conocidos como «cola de caballo») a menudo causa cambios permanentes en la fortaleza, la sensibilidad y otras funciones corporales debajo del sitio de la lesión.

Síntomas

La capacidad para controlar las extremidades después de una lesión de la médula espinal depende de dos factores: el lugar de la lesión a lo largo de la médula espinal y la gravedad de la lesión en la médula espinal.

La parte normal más baja de la médula espinal se conoce como el nivel neurológico de la lesión. La gravedad de la lesión suele llamarse “integridad” y se clasifica de algunas de las siguientes formas:

Lesión completa de la médula espinal: Una lesión completa significa que no hay ninguna función por debajo del nivel de la lesión: no hay sensación ni movimiento voluntario. Ambos lados del cuerpo están igualmente afectados.

Lesión incompleta de la médula espinal: Una lesión incompleta significa que hay alguna función por debajo del nivel primario de la lesión. Una persona con una lesión incompleta puede ser capaz de mover una extremidad más que otra, puede ser capaz de sentir partes del cuerpo que no se pueden mover o puede tener más funcionamiento en un lado del cuerpo que en el otro. Con los avances en el tratamiento agudo de las lesiones de la médula espinal, las lesiones incompletas son cada vez más comunes.

Además, la parálisis por una lesión de la médula espinal puede denominarse:

Tetraplejia

Las ocho vértebras del cuello se llaman vértebras cervicales. La vértebra superior se llama C-1, la siguiente es C-2, etc. Las lesiones medulares cervicales suelen causar pérdida de función en los brazos y las piernas, lo que resulta en una tetraplejia. Las 12 vértebras del pecho se llaman vértebras torácicas o dorsal. La primera vértebra torácica, D-1, es la vértebra donde se une la costilla superior.

Paraplejía

Las lesiones dorsales suelen afectar al pecho y las piernas, dando lugar a la paraplejia. La vértebra de la parte baja de la espalda entre la vértebra torácica, donde se unen las costillas, y la pelvis (hueso de la cadera), es la vértebra lumbar. La vértebra sacra va desde la pelvis hasta el final de la columna vertebral. Las lesiones en las cinco vértebras lumbares (L-1 a L-5) y, de manera similar, en las cinco vértebras sacras (S-1 a S-5) suelen provocar cierta pérdida de función en las caderas y las piernas.

¿Cuáles son los efectos de una lesión medular?

El nivel de la lesión medular es útil para predecir qué partes del cuerpo pueden verse afectadas por la parálisis y la pérdida de función. Recuerde que en las lesiones incompletas, habrá alguna variación en estos pronósticos.

niveles lesion medular

¿Cuáles son las consecuencias de una lesión medular?

De la lesión medular se derivan también otras consecuencias, que se presentarán en función del grado y nivel de lesión, tales como: 

  • Falta de control de esfínteres
  • Dolor neuropático
  • Espasticidad
  • Alteración de la esfera sexual
  • Problemas en la piel, como úlceras por presión
  • Alteración de la función respiratoria
  • Osteoporosis
  • Trastornos de la regulación de la temperatura corporal


Summary
👩‍🦽 Actividad física INCLUSIVA en lesionados medulares👉Deporte ADAPTADO
Article Name
👩‍🦽 Actividad física INCLUSIVA en lesionados medulares👉Deporte ADAPTADO
Description
Los mejores ENTRENAMIENTOS INCLUSIVOS ❤️Válidos para TODAS as personas, sin importar la discapacidad. Encuentra tu rutina de ejercicios. RÁPIDO ➤ Con VÍDEOS
Author
Publisher Name
deporteadaptado.info
Publisher Logo